«Comer no puede ser un lujo». Ni siquiera en momentos de pobreza energética creciente. Por ello llega un año más la Gran Recogida, una iniciativa de la Federación Española de Bancos de Alimentos (FESBAL), en la que todos los Supermercados Alimerka participan facilitando a los clientes su donación.

Este año se mantiene el formato que llegó con la pandemia por COVID-19, en la que el cliente decide el importe de su aportación (1 euro, 5 euros, 10 euros…). Será el banco de alimentos quien decidirá qué alimentos necesita a lo largo del año. Se trata de un tipo de donación que favorece el acceso a una nutrición más variada, ya que permite al banco adquirir alimentos frescos o con fechas más cortas de caducidad o consumo y aportar una alimentación más completa a los destinatarios finales. Un recurso potente en la lucha contra la malnutrición por parte de los bancos de alimentos, ya que no solo se busca paliar el hambre, sino que se atiende a criterios cualitativos en términos nutricionales.

Los voluntarios del banco de alimentos estarán presentes en algunos puntos de venta con las clásicas cajas de la Operación Kilo, para aquellos clientes que deseen dar el alimento directamente.

Las donaciones pueden realizarse desde el viernes 25 de noviembre hasta el martes 6 de diciembre tanto en tiendas físicas como online (consultar horarios de apertura de cada tienda), para garantizar que toda aquella persona que quiera donar pueda hacerlo en cualquier momento del día.

El importe total se entregará a los bancos de alimentos de cada una de las provincias en las que tenemos presencia (Asturias, Burgos, León, Lugo, Valladolid, Zamora y Lugo).

¿Quieres más información? https://www.granrecogidadealimentos.org/